Shavuot - Pentecostés - Shavuot - Pentecostés - Shavuot - Pentecostés - Shavuot - Pentecostés - Shavuot - Pentecostés

 

Click for Tel Aviv, Israel Forecast

Hora   de   Israel

HOME

ISRAEL

EL ESTADO

CIENCIA

CULTURA

RELIGION

FESTIVIDADES

CALENDARIO

NOTICIAS

Imágenes de Israel

Recetas de Cocina

Usos y Costumbres de las Tierras Bíblicas

El Casamiento Judío

Suscríbase y reciba las actualizaciones en su correo electrónico

 

Ayudando a los que Necesitan

¡Sume su firma contra el antisemitismo!

Adhiriendo al Petitorio que promueve el Congreso Judío Mundial para que la ONU condene inequívoca y específicamente a este resurgido flagelo.

Aportes de Israel

a la Humanidad

ARQUEOLOGIA BIBLICA

¿POR QUÉ DEBEMOS

AMAR Y ORAR

POR ISRAEL?

Símbolos Judíos

Profecías sobre Mashiaj - Mesías

e Israel

*cumplidas

*parcialmente cumplidas

*contemporáneamente cumplidas

Ieshaiáh/Isaías 53

Una traducción erudita judía

Conflicto

Arabe-Israelí

Los Palestinos y su Verdadera Identidad

Conferencias

Recomendá esta Página a un Amigo

  Nombre de tu amigo:

 

  E-mail de tu amigo:

 

  Tu Nombre:

 

  Tu E-mail:

 

   

al clikear una sola vez será enviado

Agregue esta web a sus Favoritos

Shalom Mission-Todo sobre Israel

Haga de

Shalom Mission

Su Página de Inicio

clic en la imagen

Shavuot - Pentecostés

   "Y te harás la fiesta de las semanas a los principios de la siega del trigo". (Exodo 34.22).

   "Las primicias de los primeros frutos de tu tierra traerás a la casa de tu Dios". (Exodo 23.19; 34.26).

   Ofrenda: tal podría compendiarse el significado íntimo de Shavuot, en su doble calidad de fiesta religiosa y fiesta agrícola. Ofrenda de Dios al pueblo a quien diera ya la libertad, y a quien obsequiaba ahora la Ley, joya luminosa que había de resplandecer sobre el mundo entero. ofrenda del pueblo -eterno deudor- a Dios, a quien cede las primicias de su tierra.

   Esa amalgama de lo divino y lo terreno que es el sentido mismo de la vida judía, se trasunta una vez más en esta festividad. Shavuot es una doble acción de gracias: por el donativo inmaterial de la Torah y por los productos materiales del suelo. Pero la gratitud, en ambos casos, se eleva a Dios. Porque aun en el fruto que la mano arranca de la tierra tras la ruda labor, el judío ve un premio divino y una prueba más de la bondad de Dios.

Fiesta Campestre

   Desde el día de la ofrenda de la cebada -2º de Pésaj- hasta el día de la ofrenda de las primicias, han corrido siete semanas. De aquí el nombre de esta festividad, Shavuot, palabra que en hebreo significa semanas, y que se celebra los días 6 y 7 de Sivan, o sea el 50 día de Sefirat Haomer.

   El caracter más antiguo de Shavuot es el de fiesta campestre. En el mes de Sivan se daba fin a la cosecha de cereales, que el clima cálido de Israel sazona más temprano que en otras regiones. Momento de tal importancia en la vida de un pueblo dedicado al cultivo de la tierra, no podía transcurrir sin recordar a Dios, y sin una exteriorización de gratitud.

   Así pues, de los mismos productos que gracias a la protección divina se habían podido extraer del suelo, se destinaban las primicias como ofrenda. Ningún cereal de la nueva cosecha se utilizaba antes del 6 de Sivan, fecha en que ese sacrificio se hacía efectivo. Por eso Shavuot se llama también Jag Habikurim, fiesta de las primicias.

   En tiempos del Templo, Shavuot, así como Pésaj y Sucot, se caracterizaba por las peregrinaciones. Nutridos grupos de agricultores afluían de todas las provincias, y el país adquiría un aspecto animado y pintoresco. Los peregrinos se organizaban en largas procesiones y marchaban hacia Jerusalem, acompañados durante todo el trayecto por los alegres sones de las flautas. En cestos decorados con cintas y flores, conducía cada cual su ofrenda: primicias del trigo, cebada, uvas, higos, granadas, olivo, y miel, productos que daban renombre al suelo israelí. Llegados a la Ciudad Santa, eran acogidos con cánticos de bienvenida y penetraban en el Templo, donde hacían entrega de sus cestos al sacerdote. La ceremonia se complementaba con himnos y tañidos de harpas y otros instrumentos musicales.

   desarraigados los judíos de su tierra, este carácter rural de Shavuot se fue borrando poco a poco de la diáspora. Subsiste de él un recuerdo, que se patentiza en dos manifestaciones: las plantas y flores con que se acostumbra engalanar los templos y las viviendas en este día, y las oraciones y pasajes bíblicos que componen el oficio religioso.

Fiesta Religiosa

   Shavuot, Jag Habikurim, Seman Matan Toratenu: estos tres nombres tiene esta festividad. El último significa "fecha de la entrega de la Ley", y alude a la hora solemne en que Israel recibió de Dios, por intermedio de Moisés, el decálogo con los mandamientos básicos del judaísmo grabados en las dos tablas de la Ley.

   En la voz que les habló desde el monte Sinaí hallaron el nexo indisoluble que había de mantenerlos unidos por los siglos de los siglos. El número se hacía unidad. En el organismo que hasta entonces no era más que una yuxtaposición de miembros, empezaba a circular, como fuerza vital, la ética; la cual confería a cada uno de esos miembros una misión, una razón de existir. La fuerza de esa corriente vivificadora se mantiene invariable, tal como lo fuera cuando aquellos fugitivos de Egipto juraron: "Haremos todas las cosas que Dios ha dicho, y obedeceremos". (Exodo 24.7).

Valor Universal de los diez Mandamientos

   Las leyes divinas no viven solamente entre los judíos, depositarios del más grande de los libros, La Biblia; viven también en todas las escuelas del mundo, donde se enseña a la juventud los principios de la religión; viven en todos los templos e iglesias donde se lee la Biblia y se cantan Salmos en alabanza de Dios; viven en las grandes constituciones fundadas sobre los pilares de la justicia y de la igualdad, proclamados en el Sinaí y adoptados por la humanidad civilizada; viven en la literatura universal y en las obras más famosas del arte. En todo el mundo el decálogo ha hallado resonancia y se ha impuesto como fundamento de l amoral. El judío festeja Shavuot con orgullo, porque se siente mensajero de las sabias enseñanzas divinas y heredero del libro sagrado, la Torah. Las palabras: "Ascher bajar banu mikol haamin venatan lanu et torato", "nos eligió entre los pueblos y nos dió su Torah" que se pronuncian en la bendición sobre la Torah en el Templo, son para el judío, no un motivo de vanagloria, sino un recuerdo cada año renovado de su misión espiritual: la de salvaguardar, a través de los siglos, ese tesoro de ética y sabiduría que fuera confiado a su pueblo al pie del Sinaí.

Costumbres de Shavuot

   Los tres días que preceden a Shavuot se dedican generalmente al estudio de la Biblia y de otros textos sagrados. El espíritu se va preparando así para recibir a la festividad, tal como los israelitas del desierto se apercibieron, por orden de Moisés, "para el día tercero".

Oficio Religioso

   En el oficio religioso que se cumple e el templo, se incluye la lectura de la promulgación de los diez mandamientos. Una de las plegarias más emotivas, Akdamot, compuesta en el siglo XI por Meir Ben Isaac Nehera, dice de la devoción de Israel por la Torah, y renueva la fe en la era mesiánica en que la paz y la bondad reinarán sobre todo el mundo.

   Como un reminiscencia del carácter campestre de Shavuot, se agrega la lectura del libro de Ruth, relato idílico que describe la cosecha y demuestra hasta que punto la legislación judía contemplaba la situación de los desamparados: "Y cuando segareis la mies de vuestra tierra, no acabarás de segar el rincón de tu haza, ni espigarás tu siega; para el pobre y para el extranjero la dejarás. Yo soy vuestro Dios". (Levítico 23.22).

Comidas Características

   Dicen los comentaristas judíos que la Torah es dulce como la miel y reconfortante como la leche.

   De aquí el origen de los platos que caracterizan la mesa de Shavuot: pastelitos de miel, tortas de queso, comidas lácteas variadas, entre las cuales no debe dejar de mencionarse los clásicos blintzes, especie de empanadas preparadas a base de queso fresco.

   Suele explicarse también este menú lácteo como una recordación del día de la entrega de la Ley, en que los israelitas habrían vuelto tan rendidos a sus tiendas que se sintieron incapaces de aguardar una comida formal, y echaron mano de cualquier plato de queso o leche que pudieron hallar.

 

 

HOME

 

 

Copyright © 2004-2013 Shalom-Mission